Nuestra opinión

Queremos hacer a los ciudadanos de El Molar,  las siguientes consideraciones, con respecto a la Revista Municipal, El Molar K.42.

La  Revista, debe ser un medio de comunicación que nos permita hacernos presentes entre los ciudadano a quienes tenemos la  representatividad de ellos, tanto a nivel de Gobierno,  como a nivel de oposición, pues cada uno en su función debe informar a los vecinos las actuaciones que lleva en función de la misión que los ciudadanos le han dado.

El equipo de redacción debe velar porque ningún partido de los que sustentan a los ediles la utilice para sus fines propagandísticos ni, consecuentemente,  atacar a ningún otro partido. Eso es sectarismo y fraude al vecino, pues es inadmisible en una revista municipal, pagada con fondos públicos,  como así  hace el PP criticando al Psoe nacional, y sólo unas líneas para atacar al local, confrontándolo  negativamente con la nula crítica de la Unión de El Molar, que parecen ser más benévolos,… más resignados diríamos nosotros… ¿menos opositores?

Todos, amigos del PP, formamos parte del Ayuntamiento…, con los mismos derechos y las mismas obligaciones de servicio a los ciudadanos, vosotros gobernando y nosotros opositando…

Por ello  exigimos como mínimo una página entera…, pues en la estrechez de un cuarto de página nuestra información legítima, necesaria, y a la que tenemos,  no sólo derecho, sino obligación ciudadana, queda menoscabada…; una página, en concreto y como mínimo,  para el Grupo Municipal socialista, pues el equipo de Gobierno, en este caso del PP, tiene todo el resto de la Revista, al   mismo tiempo que consideramos que en el equipo de redacción debe participar un miembro de cada grupo municipal.

No es el PP quien tiene que hablar, por ende,  sino  el Equipo de Gobierno, con sus realizaciones y proyectos, con su acción…

Exigimos igualmente un rincón para que los ciudadanos se expresen libremente, con sus cuitas y sus quejas, sus críticas y sus aportaciones, pues tienen todo el derecho que les da el ser contribuyentes….

Esto que hay actualmente lo llamamos nosotros  “totalitarismo”, intento de imponer el pensamiento único,  porque consideráis, parece ser,  que estáis en posesión de la verdad absoluta, y ya sabéis lo que decía al respecto Machado: Tu verdad no; la verdad / y ven conmigo a buscarla. /La tuya, guárdatela.