Carta de Rosa María Bravo, Candidata PSOE EL MOLAR

Tod@s somos El Molar        1656055_808358315844889_480943819_a

 

Caminemos juntos hacia el cambio, unidos es posible.

la foto 7

 

 

Rosa María Bravo Carrasco

 

 

Querido/a vecino/a:

 

Seguramente la primera reacción que tengas al recibir esta carta sea tirarla sin tan siquiera leerla, lo sé y lo entiendo, yo habría hecho lo mismo. Estas cansado de falsas promesas que caen en saco roto una vez que se han conseguido los votos necesarios para gobernar un municipio, comunidad o país. Yo también.

 

Al igual que tu, soy vecina de El Molar, vivo en un piso de alquiler, nada pretencioso, que pago con mi sueldo mileurista, no tengo terrenos, no pertenezco a familia alguna en el municipio, ni debo favores a nadie.

 

Como madre me preocupa el futuro de nuestros hijos, quisiera que no tuvieran que buscar en otro sitio aquello que en nuestro pueblo no pueden encontrar, ya sea educación, cultura, ocio o trabajo.

 

Como hija y nieta, respeto a nuestros mayores, ellos son la experiencia, la historia en primera persona, solo por eso debemos cuidarles como se merecen.

 

Como persona soy consciente de que vivimos en sociedad, y que cada uno de nosotros nos nutrimos de la gente que nos rodea. Debemos ser tolerantes con aquellas personas con las que convivimos independientemente de su origen, su cultura, creencias religiosas o ideológicas. La diversidad que nos rodea y el conocimiento de otras realidades, hacen de nosotros personas más completas y con mayor amplitud de miras.

 

Como mujer pido que se nos respete, no somos inferiores, ni juguetes de nadie. Quiero y lucho por una igualdad efectiva y real.

 

Como trabajadora, busco lo mismo que tú, una estabilidad laboral, pero no a cualquier precio, no quiero renunciar a mis derechos como trabajador, ni que tener un puesto de trabajo signifique sacrificar a mi familia.

 

Como vecina quiero mi pueblo limpio y que los servicios que se ofrezcan sean públicos y de calidad. Quiero sentirme orgullosa de vivir en El Molar y que cuantos nos visiten se lleven un grato recuerdo.

 

Puedes ver que no hay muchas diferencia entre tú y yo, posiblemente nos preocupan las mismas cosas.

 

Se que todo esto no sería posible viendo la vida pasar desde mi cómodo sofá, por todas estas razones, y con el apoyo de un gran equipo, estoy decidida a aportar mi granito de arena, porque la experiencia me ha demostrado que cuando algo no funciona es necesario cambiarlo, y la mejor manera de hacerlo es desde dentro, participando activamente de ese cambio.

 

Si has llegado hasta aquí, quisiera pedirte solo una cosa, que tu también aportes tu granito para que el cambio sea posible, pues un solo grano no hace montaña. Yo sola no puedo hacer nada pero con tu ayuda y la de otros vecinos y vecinas como nosotros podremos conseguir aquello que queremos: que El Molar sea el mejor lugar donde se pueda vivir.

 

Todo mi esfuerzo y trabajo para ti

Rosa Maria Bravo Carrasco